logo MDG logo AECID logo LID logo UdG logo UTB

 METODOLOGÍA

«Learning from practical experiences. Culture and development» parte de las experiencias surgidas de la práctica de la Ventana de Cultura y Desarrollo que, junto con el marco conceptual de este campo, ha permitido crear aplicaciones on-line para la planificación e implementación de proyectos bajo el enfoque cultural para el desarrollo.


El Laboratorio L+iD ha creado una metodología, basada en técnicas de las ciencias sociales a partir de una perspectiva de investigación-acción, la cual se ha denominado Applied Practical Learnings (APL).


La singularidad y pertinencia de esta propuesta se basa en una diferenciación y complementariedad con las acciones de feedback posibles en todo tipo de intervención, y que se han utilizado por parte de los organismos internacionales a partir de elementos metodológicos muy diversos y amplios. Parte de la necesidad de profundizar en la búsqueda de nuevos caminos que resuelvan el eterno problema del aprovechamiento de las prácticas, generando conocimiento para el propio ámbito y para reforzar las capacidades de todos los actores que intervienen en las políticas de desarrollo.


La experiencia nos ha evidenciado algunas limitaciones en la puesta en marcha de ciertas orientaciones en cultura y desarrollo:
•    Nuestros antecedentes nos demuestran el exceso de retórica en los planteamientos de cultura y desarrollo, y la falta de concreción de la acción. Este hecho dificulta la formulación e implementación de proyectos.
•    Existen problemas derivados de la gran variedad de concepciones y visiones de la cultura en el ámbito del desarrollo, que se aproximan más a concepciones disciplinares que a las potencialidades de la vida cultural como aporte al desarrollo.
•    Las buenas prácticas y experiencias exitosas no encuentran formas de contrastarse con otras y consolidar sus aportes para convertirse en procesos multiplicadores.
•    Existe una excesiva polarización y aislamiento de los agentes y proyectos, con un escaso trabajo en red transferible.
•    Las acciones en cultura y desarrollo tienen dificultades de explicitar sus resultados, efectos e impactos en formatos evaluables.
•    Existen dificultades para evaluar los impactos intangibles e indirectos tan importantes en los proyectos culturales.

Todo esto nos lleva a una situación que podemos definir como:
•    Existe el reclamo de una mayor exigencia en los planteamientos sobre la importancia de la cultura en los procesos de desarrollo en su relación con los Objetivos de Desarrollo del Milenio, dada la evidencia de una integración bastante generalizada y actualmente aceptada de esta noción a nivel internacional.
•    Se observan dificultades en la concreción de la acción y de los impactos culturales en términos de capacidades, pobreza, inequidad, etc. en la formulación de los proyectos de C+D al igual que en los de otros ámbitos.
•    No se dispone de información amplia sobre otras experiencias o acciones que permitan la incorporación de saberes y conocimiento en los procesos de identificación, definición de problemáticas y las propuestas de objetivos y acciones.
•    Aprovechar las informaciones recogidas en los informes y documentos finales de los procesos de evaluación intermedia, seguimiento, evaluación final, metaevaluación y gestión del conocimiento para producir materiales, aplicaciones y herramientas metodológicas en beneficio de una mayor eficacia de los proyectos de cooperación en cultura y desarrollo.
•    Poner en valor las experiencias realizadas en los programas conjuntos, a partir de las informaciones identificadas y sistematizadas sobre los procesos generados por estos proyectos. Estas informaciones tendrán que ser registradas y contrastadas de modo que no se pierda la experiencia en materia de gestión.
•    Identificar datos sobre los problemas que se hayan podido registrar en todas las fases del proyecto: identificación, formulación, ejecución, gestión e implementación a partir de instrumentos de análisis cualitativo interno. Analizar estos problemas tratando de proponer soluciones al respecto, a partir de una metodología que permita extraer prácticas realizadas y otras formas de abordaje posible.
•    Formalizar la práctica y el conocimiento articulando, ordenando y describiendo los conocimientos y datos obtenidos sobre los agentes implicados para incorporarlos de un modo sistemático en procesos de generación de capacidades o formación. Convertirlos en transferibles a través de distintos soportes y formatos: manuales de diseño de proyectos, protocolos de actuación, guías de evaluación, diseños curriculares, etc.
•    Recurrir a las tecnologías y recursos digitales para la concepción, diseño e implementación de estos productos, garantizando de este modo su más amplia difusión e impacto. Así mismo, utilizar estos sistemas para la puesta en diálogo de los agentes a través de sistemas ágiles de encuentros virtuales, coordinados por la cátedra.  
•    Contribución a la definición de un marco de conocimiento y un campo de reflexión teórico-práctico transversal a la vez que específico (cultura y desarrollo), que puede ser compartido sin perder la especificidad local o territorial.

Esta metodología busca generar conocimiento práctico aplicable para superar algunas dinámicas existentes en las actuaciones de cultura y desarrollo que pueden limitar el campo de actuación. Por ello, se orienta hacia la elaboración de herramientas y materiales metodológicos que se presentan a partir de las informaciones que las acciones de evaluaciones intermedias, seguimiento, evaluaciones finales, metaevaluaciones y procesos de gestión del conocimiento han aportado y sistematizado en sus diferentes informes y documentos finales, los cuales han representado la base del proceso de investigación de este proyecto.


La información de tipo cualitativo ha sido recogida a través del trabajo de campo que ha permitido analizar nueve de los Programas Conjuntos con la realización de talleres organizados por zonas geográficas. Por otro lado, se han realizado contactos con los proyectos por medio de entrevistas en profundidad con los principales actores implicados. Para llevar a cabo este trabajo se ha desarrollado esta metodología propia, adecuada a cada objetivo, a partir de las aportaciones de las ciencias sociales en la investigación cualitativa.


Con esta metodología se han obtenido las informaciones y datos que han permitido la construcción de una serie de aplicaciones. Estas aplicaciones buscan enriquecer al sector de cultura y desarrollo y al sistema cultural en general para una mayor eficacia de la acción al desarrollo; una información y un conocimiento susceptible de ser aplicado en futuros proyectos afines y difundidos en los ámbitos de investigación, de políticas culturales y de la cooperación para el desarrollo.

Acceso a las aplicaciones

Resalta la importancia del contexto (territorio, organización social y vida cultural) para la eficacia de los proyectos y ofrece recomendaciones para su incorporación en los distintos momentos de su gestión.

Propone opciones para incorporar el enfoque de capacidades en las acciones de desarrollo con énfasis en las relaciones entre capacidades básicas y capacidades culturales.

Facilita un acompañamiento para el diseño de estrategias de comunicación que integren su dimensión como derecho básico, medio cultural, herramienta de participación e impacto económico.

Presenta los principales problemas de gestión identificados en experiencias de proyectos de cultura y desarrollo, ofreciendo el conocimiento de algunas respuestas que se encontraron para una mayor eficacia de las intervenciones.

Propone reflexiones sobre las diversas formas de transversalidad en el desarrollo y sugiere su incorporación en la gestión de proyectos bajo el enfoque cultural para el desarrollo.

Apoya la gestión de los proyectos de desarrollo y focaliza aquellos momentos de su ciclo en los que se hace necesario incorporar el enfoque cultural para el desarrollo.

Copyright © 2013 - Disclaimer - Credits